martes, 4 de febrero de 2014

El nuevo concepto de amor

¿Y si el concepto de “amor” esta cambiando?

Todo empieza probablemente con una mirada que te confunde, para luego pasar a acercarte con algún pretexto absurdo y así conseguir algo de información satisfaciendo tus ganas de conocerla.

Continuas por escribir a la víctima pasado unos días y abriendo una conversación ingeniosa, ya tendrás una primera cita. Una primera vista que puede ser:
A) Sin más  
B) Espectacular. 

Os gustáis -bla bla bla-, y cuando pasan treinta y un días exactos, ( sí, efectivamente lo que comprende un mes natural) uno empieza a darse cuenta de que la atracción empieza a convertirse en algo más que “una amistad”.

Probablemente es por el miedo a una “monotonía” de pareja (definamos “monotonía de pareja” como verte reflejado en el concepto ya anticuado del amor entendido por nuestros padres, es decir, casarse a los veinte años y no haber mordido otras manzanas) el hecho que hace que corroa un pánico atroz por el cuerpo de alguno de los componentes de la pareja y rompan.

Y te preguntas ¿qué pasó?, pues en mi humilde opinión, creo que el amor está evolucionando, pero no queremos reconocerlo. Hoy en día todos estaríamos muy a gusto los unos con los otros si aceptásemos que existe un estado intermedio entre una relación de pareja y una amistad, un “estoy muy bien con esta persona, no hay por qué agobiarse”.

Creo que el amor chapado a la antigua está en desuso, solamente se utiliza en caso de matrimonio. En cambio, hoy en día y a la corta edad de los veinte, solo existen dos tipos de amores: el de un mes y el de si te he visto no me acuerdo. 


                                                                                                            Álvaro Ballesteros

1 comentario: